Café Coloquio sobre el Despido en Albacete
25 abril, 2017
Sentencias Albacete
Extinción de la pensión de alimentos
27 abril, 2017

Trabajador deja de acudir a su trabajo por impagos Sentencia. El trabajador que comunica su inasistencia a su puesto por impago reiterado de salarios no dimite

Sentencias Albacete

Sentencia TSJ Castilla y León, Sala de lo Social, 28 Abr. 2016.

La Sentencia trata de un caso en el que la dignidad del trabajador se puede ver afectada, y pueden sufrir una pérdida de otras oportunidades profesionales, por lo que no cabe obligar a solicitar judicialmente una suspensión cautelar de su relación laboral.

El trabajador puede instar la resolución de su contrato de trabajo ante un impago de los salarios, reiterado que vaya más allá de un mero retraso, que debe de ser continuado y persistente, sin perder el derecho por haber dejado de asistir al trabajo siempre que preavise de ello. En el caso enjuiciado en la Sentencia el impago de los salarios se alargó durante 11 meses.

La relación laboral no puede considerarse extinguida por la dimisión de la trabajadora porque la falta de asistencia al trabajo está totalmente justificada en el previo y grave incumplimiento del empresario, con el impago reiterado del salario, y la gravedad de este incumplimiento no queda enervada por una mala situación económica de la empresa.

Por otro lado, el comportamiento de la trabajadora no hace presumir que su intención fuera la de dimitir. Porque interpuso previamente ante los tribunales la acción extinguir su contrato por impago de salarios, y posteriormente lo comunicó a la empresa, que cesaba en la prestación de servicios por tal motivo, informando que ello no implicaba su dimisión. Frente a tal actuación, la empresa, que podía haberla sancionado por falta de asistencia al trabajo, se limitó a darle de baja en la Seguridad Social.

El Tribunal Superior de Justicia estima la resolución

El TSJ estima la acción de resolución del contrato de trabajo instada por la trabajadora al amparo del artículo 50.1.b) del ET, por la falta de pago o retrasos continuados en el abono del salario.

Tesis que es seguida por el Tribunal Constitucional que mantiene que no puede exigirse a un trabajador un comportamiento diverso al abandono de su puesto de trabajo, abandono plenamente justificado, y que no implica la dimisión por su parte de la relación laboral. Pero lo reseñable de esta sentencia es que “el trabajador puede optar entre dejar de prestar los servicios en la empresa incumplidora, asumiendo con ello el riesgo del resultado judicial, o solicitar la medida cautelar de suspensión judicial de su contrato, porque imponer sólo esta última opción supondría obligar a mantener unas condiciones de trabajo contrarias a su dignidad, que pueden implicar un grave perjuicio patrimonial y una pérdida de oportunidades profesionales.”

Concluye el TSJ que la relación laboral cuya resolución insta la trabajadora estaba vigente cuando presentó la demanda porque su decisión de inasistencia al trabajo no puede interpretarse como una dimisión al venir justificada en un impago, reiterado durante 11 meses, del salario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *